La letra del proyecto es producto de un trabajo colectivo desarrollado a lo largo del último año en los numerosos espacios formales e informales que abordan la temática en la UNC. Propone la creación, dentro del Convenio Colectivo de Trabajo, de una licencia laboral específica de hasta 90 días con goce de haberes, de acceso inmediato y preservando la identidad de la víctima. La iniciativa ingresó esta semana para su tratamiento en la Comisión Paritaria Local, y fue remitida con una carta de Adiuc a los integrantes del HCS solicitando el apoyo para su aprobación.

Las situaciones de violencia contra las mujeres e identidades disidentes producidas fuera de nuestra universidad aún no están debidamente contempladas en una política de licencia específica que asuma una mirada integral de la situación vivida por la víctima. Este proyecto ofrece una respuesta en esa dirección, proponiendo adoptar todo el bagaje normativo -nacional e internacional- para la protección de los derechos humanos de las mujeres al régimen de licencias especiales establecido en el Art. 48 de nuestro Convenio Colectivo de Trabajo.

A lo largo del último año, fue enriquecido con los múltiples aportes, observaciones y sugerencias de los más diversos actores institucionales, activistas y colectivos formales y no formales que abordan la agenda de género en la UNC. Es producto de un gran trabajo colectivo, ha recibido valiosos aportes del Equipo Interdisciplinario del Plan de Acciones para Prevenir, Atender y Sancionar las Violencias de Género en la UNC y cuenta también con el aval del Programa de Género de la UNC.

Esperamos avanzar con celeridad en su tratamiento y aprobación en la Comisión Paritaria Local para que nuestra universidad comience a garantizar a las víctimas de violencia de género una licencia específica, que aborde las situaciones de maltrato protegiendo sus puestos de trabajo, sus derechos laborales y resguardando su identidad.